artículos de Odontopediatría

¿Qué debemos saber sobre el flúor y el cepillado dental?

Los padres deben saber que, para el cepillado de sus hijos más pequeños deben utilizar una cantidad de pasta de dientes que se podría definir como del tamaño de un guisante y que, además, deben supervisar el proceso de cepillado dental hasta, por lo menos los 7 años de edad.

En cuanto a la concentración de flúor, no hay suficiente evidencia de que una pasta de dientes con una concentración de flúor de 500ppm o menos, tenga un efecto preventivo contra la caries.

No existe una evidencia consistente que indique cuánto tiempo debe durar el cepillado pero una recomendación muy común es que los dientes de los niños deben limpiarse, por lo menos dos veces al día, durante dos minutos cada vez y se debe indicar a los niños que escupan el exceso de pasta dentífrica y que no se aclaren la boca con agua después del cepillado, por lo menos durante los 5 minutos siguientes. La vez más importante de todas es la de la noche. El cepillado de la noche debe ser la última cosa que haga el niño antes de irse a la cama. Debe evitarse comer después del cepillado.

Pueden usarse tanto los cepillos manuales como los eléctricos, con cabezales suaves y pequeños.